Uncategorized

Tiempos de confinamiento

TIEMPOS DE CONFINAMIENTO

Cuando te dicen que «estás confinado» automáticamente en tu cerebro se lee «estás castigado». Ya solo usar esa expresión nos produce un sinfín de emociones negativas que inician esa cascada hacia el malestar interior. Tal vez ya tenías pensado no salir ese día, o no desplazarte fuera de tu comunidad pero el hecho de que te lo prohiban te produce malestar y hace que te aparezca una sensación de encierro forzoso cuando tu ya lo habías decidido. Pero una cosa es decidirlo uno mismo y otra muy diferente que te lo impongan.

Nuestros padres y/o quizás nuestros abuelos ya vivieron una época en la que no podían hacer todo lo que querían porque no había posibilidades. En las últimas décadas esto había cambiado y nos había llevado a poder disponer de lo que deseáramos. Si queríamos el coche tan caro, tranquil@ que ya te lo financia el banco o irnos de viaje o comprarnos lo que fuera que se nos había antojado. Nos facilitaban lograr lo que queríamos pero sin darnos cuenta, había empresas que se beneficiaban de esos deseos. Casi siempre han sido deseos materiales. Los anuncios, la televisión, el entorno, etc…todo estaba confabulado para crearnos unos determinados deseos. 

Ahora, todo está cambiando. Ha aparecido una enfermedad, un virus, que no distingue entre clases sociales ni edades. Todos estamos expuestos. Si pararlo implica encerrarnos, entonces económicamente nos hundimos. Si no nos encerramos tenemos que tomar múltiples medidas. Algunas nos resultan incongruentes como el famoso «no aprietes el botón de la ducha de la playa porque te puedes infectar pero los botones del parquímetro si puedes tocarlos, no pasa nada». Y como esas cosas habría mil. Un día tenemos libertad y al siguiente nos la quitan. Eso hace que al final decidamos por salud mental no cuestionarnos las cosas y obedecer sin más. 

Recuerda que vivimos rodeados de un nuevo virus pero también recuerda que vivimos. Y eso implica que nos centremos en adaptarnos a la nueva situación de la manera más efectiva. Buscar la manera efectiva de ser feliz en la actualidad es un trabajo importante, muy importante. Podría escribir sobre ello, pero me gustaría no limitar las mentes de quienes leéis esto. Me gustaría que cada cual pensara las múltiples manera de lograr ser feliz y ojalá alguien sea valiente y quiera compartirlo con los demás y deje un comentario. Creo que entre tod@s se puede lograr mucho. Es el momento de innovar, de crear, descubrir y multitud de retos más.

Deja tu comentario

Tu correo electónico no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con un *