marzo 2019 archivo

Uncategorized

Busca la Calma

Hay muchas maneras de buscar la calma. Cada persona tiene un bagaje emocional y de experiencias diferente y es por ello que encontrar la calma es una tarea muy personal.

Me gustaría que para encontrar tu propia fórmula te planteases una serie de cuestiones:

  1. escucha lo que nos dice el cuerpo
  2. identifica el origen de las tensiones internas
  3. buscar el equilibrio entre el ser y el querer
  4. analizar nuestras relaciones personales
  5. dejar de exigirnos lo imposible
  6. poner en cuestión los miedos y amenazas
  7. identificar lo que necesitamos

Anota las respuesta a cada uno de los siete puntos anteriores y a partir de ahí, identifica lo que te sucede, lo que sientes y lo que necesitas para encontrar la paz y la calma personal. Si quieres compartirlo puedes dejar un comentario aquí.

Entre todos podemos aportarnos sugerencias y lograr una acción de ayuda mutua.

 

Uncategorized

Tu cambio empieza hoy

Un día decides que ha llegado la hora de empezar una nueva etapa. Lo hecho, hecho está y lo pasado te ha ayudado a estar en el punto en el que te encuentras en estos momentos. Sientes que tu vida ha de dar un giro, un cambio hacia algo mejor. A veces llegar a ello significa pasar por una dura experiencia.

Hace muchos años hice una promesa: «aprender lo que fuese necesario y ayudar a los demás». Me siento feliz cuando sé que he ayudado, aunque a veces las cosas no acaben como uno desea.

Mi vida dio un cambio cuando decidí escuchar y ver esa parte que suele ser invisible; esa energía que llamamos alma y que nunca desaparece. No sabría explicar cómo fue surgiendo todo ni en qué momento se dispararon las visiones. Solo puedo decirte que a veces se dan de una manera muy difusa en forma de imágenes y otras como sensaciones a las que le tengo que poner palabras.

Doy gracias a esas personas que han confiado en mí y me han ayudado a confiar yo también en mis percepciones. Muchas de estas personas son unos ángeles de la guarda a los que quiero con locura y que me ha encantado estar en sus vidas, más o menos tiempo, pero de forma muy intensa.

Hay cosas del pasado que ojalá se pudiesen cambiar. Todos queremos poder hacerlo pero sabemos que no se puede. El pasado ya ha sucedido y nos ha llevado al punto exacto en el que estamos ahora. A partir de aquí reorganicemos una nueva vida, porque en eso sí que podemos hacer algo.

Mi cambio empieza hoy, mirando hacia adelante con una nueva familia de personas con las que no establecemos relaciones tóxicas. Personas con unos valores similares a los míos, que ni me juzgan ni yo a ellas. Que como yo, saben lo que es sufrir y perder por el camino a seres muy queridos. Lo justo y lo injusto lo vemos de la misma manera y enfocamos la vida en la misma dirección. De poco sirve arrastrar las neurosis anteriores que no nos dejan vivir la vida. Ahora es el momento de iniciar el cambio.

Espero que tu momento haya llegado o llegue pronto, porque significará que sigues vivo y que quieres seguir adelante e intentar ser feliz.